Los Cuatro Hitos de Chacabuco

El proyecto de recuperar la Ruta Turística de la Batalla de Chacabuco comenzó hace alrededor de tres años de forma concreta, en el momento en que la Corporación de Conservación y Difusión del Patrimonio Histórico y Militar (CPHM), entidad dependiente del Ejército de Chile, se acercó a la municipalidad de Colina con este interesante proyecto. En el contexto de la historia de la independencia de Chile es poca la atención que se le entrega a este enfrentamiento entre el Ejército de los Andes, al mando del general San Martín, y las fuerzas leales a la corona española bajo el coronel Rafael Maroto.

Por esto la CPHM, junto con los municipios de Colina y Rinconada de Los Andes, que son las comunas que recorrieron en el verano de 1816-1817 los patriotas tras los generales San Martín, O’Higgins y Soler, presentó la idea de rescatar el valor histórico y turístico de esta ruta. Hasta ese momento el único rescate que existía se deba en la conmemoración de la batalla misma, donde los gobiernos locales de Colina y Las Heras (de la provincia de Mendoza en Argentina) saludan año tras año a los héroes, conocidos y anónimos, de esta gesta.

Hoy el panorama es diametralmente opuesto, pues cada punto que marca un acontecimiento dentro de la ruta está recuperado, y quien los visite podrá conocer su importancia histórica y disfrutarlos gracias a la conservación que la CPHM y la municipalidad de Colina les entrega.

MONUMENTO A LA VICTORIA DE CHACABUCO

“A la Batalla de Chacabuco hay que darle la importancia que se merece, pues hay que considerar que al año siguiente se estableció la independencia plena de Chile. Aquí comenzó todo”, comenta el alcalde de Colina, Mario Olavarría. “Ese gesto tan importante que se plasma hoy con la ruta histórica es el que hemos querido recuperar con la Corporación de Conservación del Patrimonio Militar, y en el caso del Mirador de la Cruz también con la municipalidad de Rinconada. Así que estamos muy contentos con los resultados que hemos obtenido, darle un espacio a la historia que las personas puedan disfrutar”, agregó el alcalde.

LA HACIENDA DE CHACABUCO

Dentro de la ruta de la Batalla de Chacabuco existen cuatro puntos de importancia cardinal en el desarrollo de esta gesta. La ruta comienza en la localidad de Chacabuco, en la hacienda y capilla del mismo nombre, donde se refugiaron los patriotas chilenos que cruzaron la cordillera de Los Andes en 1817. Además, entre fines del siglo XIX y comienzos del siglo XX, la casa fue propiedad de la familia de Juanita Fernández Solar o Santa Teresa de Los Andes, primera santa chilena.

EL HITO DE O´HIGGINS

Tras salir de la localidad se toma el camino antiguo de Chacabuco, que recorre las cuestas y quebradas de la zona norte de la comuna de Colina, para continuar por esta ruta. En los primeros metros del camino mismo se encuentra una de las restauraciones más significativas del itinerario, el llamado Hito de O’Higgins. El entonces director supremo mandó a erigir un monolito que rememorara la batalla a los viajeros. Y si bien dicho punto fue construido, con los años cayó en descuido hasta pasar casi desapercibido desde la carretera y que recientemente la CPHM y el municipio de Colina se encargaron de restituir.

EL MIRADOR DE LA CRUZ

Ascendiendo hasta el punto más alto de la cuesta Chacabuco, el visitante se encuentra con la más recientemente remodelada parada de la ruta histórica, el Mirador de la Cruz. Este monumento se encuentra en la frontera entre las comunas de Colina y Rinconada de Los Andes, y ha sido el trabajo conjunto de ambas municipalidades el que permitió recobrar este espacio de importancia histórica. El punto de llegada de la ruta es la remozada plaza de la Batalla de Chacabuco, que se constituye como un centro turístico e histórico para toda la zona. La explanada está coronada por el imponente Monumento a la Batalla de Chacabuco, una escultura de grandes proporciones que conmemora el triunfo de las fuerzas del Ejército de Los Andes.

Es importante considerar que si bien la ruta se desarrolla casi en su totalidad en Colina, el contexto histórico de la Batalla de Chacabuco implica un territorio mucho más amplio. Por eso, la idea de integrarse con otras localidades (como actualmente se hace con Las Heras en Argentina y Rinconada en la región de Valparaíso) siempre está en evaluación. Un ejemplo sería incorporar la ruta histórica de Manuel Rodríguez en Tiltil, aunque hasta el momento no se ha estimado.

Quienes quieran acercarse a la zona norte y conocer esta ruta, empaparse de la historia y el paisaje que envuelve a la heroica gesta de Chacabuco, ya pueden recorrer los hitos y seguir cada punto importante. En una siguiente etapa el municipio y la CPHM implementarán guías turísticos a lo largo del recorrido, de manera que los visitantes sepan con toda claridad la importancia del arrojo y la inteligencia de los próceres que dieron todo en una batalla de importancia capital para Chile.